viernes, 11 de enero de 2008

Los simbolismos del siglo XXI

http://www.goear.com/listen.php?v=f2c5337

¡Viva España!/Cantemos todos juntos/con distinta voz/ y un solo corazón;
Ama a la Patria/pues sabe abrazar,/bajo su cielo azul,/pueblos en libertad;
¡Viva España!/desde los verdes valles/al inmenso mar,/un himno de hermandad;
Gloria a los hijos/que a la Historia dan/justicia y grandeza/democracia y paz.

Esta es la tan afamada y polémica letra que la Sociedad General de Autores Españoles (SGAE) y el Comité Olímpico Español (COE) han impuesto al himno de España. Conviene recordar que este símbolo de nuestro país corresponde a la "Marcha Granadera", tema de autor desconocido compuesto en el siglo XVIII por orden de Carlos III, originalmente sin letra. La tradición popular la convirtió en himno, pasándose a denominar "Marcha Real", hasta que fue relegado por el himno de Riego durante la Segunda República. Con la Guerra Civil y el triunfo del bando nacional, Franco restauró la "Marcha Granadera" como símbolo y le añadió una letra que calificaré simplemente de tendenciosa (no quiero meterme en un jardín). En principio estas líricas servirán únicamente para las competiciones deportivas, a fin de que deportista y aficionado entonen o desentonen al unísono sus versos.

Me pregunto el porqué. Ya sé que vivimos en un país donde la envidia no es pecado capital, sino base cultural (la doble moral cristiana siempre me enseñó eso), pero me resisto a pensar que sólo lo hacemos porque Inglaterra, Italia o Francia canten sus himnos creados con letra (God save the Queen - no la versión de los sex pistols-, la Marsellesa, el Fratelli d'Italia).

Tampoco creo que sea superstición, ya que sería ridículo que alguien pudiera pensar que ahora que tenemos letra vamos a ganar el mundial de fútbol. Irrisorio. Además, si en el resto de deportes, que por cierto existen, nos va bastante bien y ganamos con un himno sin letra, ¿qué hace pensar que ahora con esta letra grandilocuente e hipócrita vamos a cambiar?

Otra opción barajable era la de la motivación del deportista. Mi pregunta es sencilla ¿qué mayor motivación necesita un profesional de un deporte de élite que ser convocado por su selección nacional, sea la española, la catalana, la vasca o la de la república popular china? Absurdo.

Otra razón esperpéntica: "para crear ambiente, que la afición y el deportista sean uno". Si la afición desentona y cambia el ritmo al himno original que simplemente tararea, no me quiero ni imaginar lo que podría ser con letra, y eso que son cuatro estrofas únicamente. Ahí si que han acertado, no pongan demasiada letra, que sólo nos interesa el estribillo. Acabáramos.

Así que, si alguien encuentra una buena razón para que acojamos esta nueva letra que tan sabiamente nos ofrecen la SGAE -que se meten en todos los fregaos, no ganan ya suficiente con su canon (de Pachelbel)- y los virtuosos y reputados músicos del COE -lo digo por lo que cantan, no con retintín- que anteriormente nos ofrecieron éxitos como el "A por ellos, ", que me lo comenten, a ver si salgo de dudas. Hasta entonces yo me quedo con el LO-LO-LO-LO y el himno de Riego.

Salud y República!!!!

4 comentarios:

Manuel Morillas dijo...

El dedo en la llaga, querido Willy. Amén de una letra más insípida que un Aquarius sin naranja, limón ni azúcar, esta letra puede suponer la consagración definitiva de Spain como ejemplo de esperpento universal.

Si hay algo más patético está aún por ver. Puede llegar a serlo la posibilidad de convertirnos en la primera nación que crea una letra para su himno por envidia y la suprime al poco tiempo por desuso. Porque no creo que se vaya a cantar, tiempo habrá de verlo.

Y que encima la SGAE esté detrás no creo que sea la mejor manera de unir a un país que cada 3 meses firma manifiestos contra dicha sociedad.En fin... ya lo dijo Unamuno.

Jorge MJ dijo...

Sinceramente me parece de traca todo este asunto. El himno es el himno, no un tema para cantar en un concierto.

Es más, para el que no lo sepa, en la Fórmula 1, el himno del ganador, sea el que sea, siempre se poner sin letra, ¿algún deportista se ha quejado por falta de sentimiento o alguna memez semejante que se ha puesto como excusa para poner letra al nuestro?

Pues eso...

Javier Blanco dijo...

Me pregunto si todos los himnos traducidos a nuestro idioma sonarán tan ridículos y cursis como éste. Quiero pensar que no. Si esta letra (muy parecida a la compuesta por Leonardo Dantés, échale hue... narices perdón) es la mejor de las 6.000 o 7.000 presentadas a concurso, el futuro artístico y musical de nuestro país va totalmente cuesta abajo y sin frenos. Espero que nadie me considere menos español cuando me niegue a cantarlo en un futuro...
Nuestra única esperanza es el Parlamento, ojalá nuestros políticos hagan por fin algo bien y frenen esta patética y bochornosa iniciativa. Amen.

Jorge MJ dijo...

Y ahora en un alarde de decisión y firmeza retiran la propuesta. Esta gente es de risa.

Me alegro de que finalmente haya sido así la verdad.